La Iglesia Nórdica de Buenos Aires

La Iglesia Nórdica es un templo religioso evangélico luterano. Está ubicada en Azopardo 1428, San Telmo. La congregación colocó la piedra fundamental en mayo de 1944. Un año después se encontraba inaugurado. El aporte estuvo a cargo del empresario naviero Axel Ax:son Johnson

El arzobispado Sueco, designó a principios del siglo XX al padre Nils Bååthe habia para dar asistencia espiritual en Buenos Aires. El fue el primer sacerdote de esa iglesia en toda Sudamérica por 25 años.  Las misas se brindaban en una capilla prestada. La colectividad noruega estaba formada por marineros que llegaron a estas costas.

El altar posee un cuadro, sobre tela, que representa a Jesús cuando convoca a sus primeros apóstoles, todos ellos pescadores. Lo pintó en Estocolmo y la completó, en la década de 1980, el artista plástico sueco Kuno Haglund. Entre otras reliquias, la Iglesia guarda una biblia de 1540. El púlpito es una obra maestra de tallado en madera.

Su órgano

Audios interpretados por el organista Sergio Bacigalupo para Patrimonio Urbano.

Este instrumento de la Iglesia Nórdica lo construyó el organero genovés Santiago E. Poggi. Posee dos teclados manuales, tres registros sonoros, sistema de transmisión eléctrico

También por ser Órgano Musical Histórico se lo Declaró, “Bien integrante del Patrimonio Cultural de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires”, por ley N° 5.808, sancionada por la Legislatura de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, 4 de mayo de 2017.

Poggi llegó a la Argentina en 1867 junto con su hijo, Mateo, que se convirtió en su discípulo. Se desempeñó como representante de la fábrica italiana de órganos Fratelli Serassi.

Iglesia Nórdica, datos de interés

También se realizan misas en sueco, noruego y finés. También se organizan actividades religiosas y culturales relacionadas con la comunidad nórdica de la Argentina. Asistir a alguna de ellas es una hermosa experiencia. Uno se sorprende de la cantidad de argentinos y las muchas formas de relación con Suecia que existen. Alguno está casado con una sueca o a la inversa, otro vivió en el exilio en Suecia, un tercero tiene un apellido sueco por causa de algún lejano pariente. Hasta los amantes del cineasta Ingmar Bergman la visitan.

Durante la última dictadura cívico militar el templo estuvo a punto de ser demolido. La colectividad logró que se declarada Monumento Nacional, con ello se salvó. Desde 2017 funciona allí, también, un auténtico restaurante de comida escandinava.

club sueco

Tu comentario es muy importante para nosotros

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: