La Catedral de Quilmes

La Catedral de Quilmes, al Sur del Gran Buenos Aires, tiene sus inicios en la Reducción de la Santa Cruz de los Quilmes. Recordemos que la misma se crea cuando 200 familias de nativos Kilmes son traídas caminando desde Tucumán, como parte del plan de desarraigo que los conquistadores utilizaban.

Las leyes de ese momento creaban estas Reducciones para favorecer la “civilización de los indígenas y la implantación entre ellos de la religión cristiana». Por este motivo, con la llegada de los Kilmes, se levantó la primera capilla de adobe y paja, semilla de la Catedral de Quilmes.

En 1730 se crea el Curato de la Magdalena y la capilla cambió de entidad para ser Parroquia de la Exaltación de la Santa Cruz de los Quilmes. La construcción de un templo acorde comenzó 50 años mas tarde.

El 14 de agosto de 1812 el Primer Triunvirato, decreta:
“Declárase al pueblo de los Kilmes libre a toda clase de personas; su territorio por de la propiedad del Estado. Se derogan y suprimen todos los derechos y privilegios que gozaban los pocos indios que existen en dicha población, y en su virtud se extingue en los citados naturales toda jurisdicción, amparándoles por ahora en la posesión de los terrenos que ocupan y cultivan, hasta que el Coronel D. Pedro Andrés García realice el plano que se le ha ordenado formar del indicado pueblo, en cuyo caso se publicarán las demás providencias”.

Nace la Catedral de Quilmes

En 1864, el Arzobispado local cambia el nombre al templo por Parroquia de la Inmaculada Concepción de Quilmes. Según algunos historiadores, la Inmaculada Concepción era la imagen que presidía la Capilla del siglo XVII.

En 1878 se levantó el actual templo, cuya entrada da a la calle Rivadavia. La reja se instala en 1930. Su estilo es ecléctico ya que las dos torres de su frontis son coloniales, pero las cúpulas con benecitas Pas-de-Calais. Su interior posee una nave principal y galerias laterales de claro estilo italianizante. El ábside y altar mayor reemplazaron al altar original pos Concilio Vaticano II.

En su interior resalta un bello cuadro de Nuestra Señora de los Remedios con corona de plata en sobrerelive.

La Catedral de Quilmes Nuestra Señora de los Remedios

También la imagen del Nazareno que originalmente se encontraba en la capilla del cementerio de Quilmes.

La Catedral de Quilmes el nazareno
El Nazareno

En uno de los laterales se observa un altar al Sagrado Corazon de Maria con su imagen en la hornacina central. A los laterales, como fieles custodios, se ve a Santo Cura de Ars y San Vicente de Paul

La Catedral de Quilmes inmaculado corazon de maria

Dos vitrales se suman a las joyas que atesora el templo uno el del Sagrado Corazón de Jesús, obra de la casa Hermanos Roverano. Otro referido al momento que María recibe la noticia del Angel que estuvo originalmente en la entrada de la catedral.

La Catedral de Quilmes vitral

La Diócesis de Quilmes se crea el 19 de junio de 1976 por Bula Ut Spirituali: Christifidelium utilitati de San Pablo VI.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: