BA Iglesias ®

Las Iglesias de Buenos Aires estan llenas de historias, conocelas

Iglesia Madre Reina Admirable de Schoenstatt

Se encuentra allí el Santuario Tabor de María perteneciente a esta congregación. SEsta en uno de los barrios más bellos de Buenos Aires, caracterizado por sus antiguas casonas, cuidados jardines y frondosa arboleda.

Es una zona residencial, muy tranquila, que la Mater (la Virgen de Schoenstatt) eligió para sus hijos ya en 1949, cuando las Hermanas de María se establecieron en la casa de la calle Echeverría 3632 para que fuera su sede en la Argentina hasta que se consiguiera el terreno definitivo para la casa provincial y sobre todo para el primer Santuario en tierra argentina.

Este santuario como los otros 200 que existen en todo el mundo son copia fiel del que se encuentra en  Schoenstatt (que significa “lugar hermoso”) en un barrio del pueblo de Vallendar, próximo a Coblenza, a orillas del río Rhin en Alemania.

Los orígenes

Madre Reina Admirable de Schoenstatt imagenEl fundador del Movimiento de Schoenstatt, el P. José Kentenich, en medio del drama histórico de la Primera Guerra Mundial, escuchó en su interior la invitación de Dios a comenzar un nuevo camino de la mano de María. Estaba convencido de que Ella quería colaborar en la configuración de la nueva época que estaba comenzando.

El sacerdote -junto con algunos jóvenes- se puso a disposición de María y se consagraron a Ella en la antigua Capilla del valle de Schoenstatt, en Alemania. Le pidieron a María que obrara allí regalando sus gracias y que con su presencia convirtiera a esa capillita en un lugar de peregrinación. Desde entonces, el Santuario original en Schoenstatt, con sus santuarios filiales en diversos países del mundo, se ha convertido en lugar de gracias para millares de peregrinos y hogar espiritual del Movimiento de Schoenstatt. Así se fundó y a esa sencilla consagración sellada con la Santísima Virgen María, el 18 de octubre de 1914, la llaman Alianza de Amor.

El 1º de octubre de 1926 el P. José Kentenich fundó el Instituto Secular de las Hermanas de María de Schoenstatt, que en pocos años se extendió por el mundo. En diciembre de 1933 partieron las primeras Hermanas a Sudáfrica, en 1934 fue enviado otro grupo al Brasil y en noviembre de 1935 llegaron a la Argentina.

El 30 de enero de 1933 el nacionalsocialismo llegó al poder en Alemania. El Padre Kentenich vio con toda claridad que ese régimen perseguiría a la Iglesia y por consiguiente a Schoenstatt. Este fue uno de los motivos por los que aceleró el envío de las Hermanas de María a países fuera de Europa. En el caso de que Schoenstatt fuera destruido en Alemania, debía ser fecundo en otros países.

Llegadas a la Argentina, tal como sucedió en otros países, comenzaron con la pastoral de los católicos de habla alemana: primero en Villa Ballester, luego en Valentín Alsina y más adelante en esta Ciudad.

A %d blogueros les gusta esto: