soledad de maria peregrinoLa parroquia Soledad de María Santísima, única en la ciudad dedicada a esa advocación, tiene desde este año una capilla dedicada a San Peregrino (o Peregrini en italiano).

Nació en Forli, Italia en 1260. De joven lucho contra el Papa. Durante una revuelta, su santidad Martín IV envió a San Felipe Benizi como mediador. Este fue golpeado por Peregrini y Felipe ofreció la otra mejilla. Esa actitud lo marcó y decidió cambiar de actitud.

Por medio de visiones, la Virgen le indicó que fuese a Siena y se uniera a la Orden de los Servitas.  Peregrino hizo allí mucha penitencia, observando una vida de silencio y soledad.

Mas tarde fue enviado a Forli para fundar una casa de la Orden. Fue un sacerdote modelo con gran fama de predicar con fervor y de confesor. Sufrió de cáncer en un pié por lo que decidieron amputárselo. La noche antes de la operación se la pasó en oración. Al día siguiente estaba completamente sanado. Por este milagro su fama creció.
Murió en su ciudad natal en 1345 a los 85 años. Fue canonizado por el Papa Benedicto XIII en 1726.

Misa en honor a San Peregrino y veneración de las reliquias del santo:

Primer Domingo de cada mes en la misa de 11.00. También se administrará a quienes lo necesiten el Sacramento de la Unción.